Focaccia

La focaccia (/focacha/, ‘hogaza’ en italiano) es una especie de pan plano cubierto con especias y otros productos alimenticios. Se trata de un plato muy tradicional de la cocina italiana muy relacionado con la popular pizza. La receta básica de este preparado se cree que procede de los antiguos Etruscos o los antiguos griegos. Generalmente se aliña con aceite de oliva y hierbas locales, a las que se añaden queso y carne, todo ello aromatizado con diversas verduras. La masa de la focaccia se elabora con  aceite, agua, azúcar, sal y levadura.


FOCACCIA CON PIMIENTO VERDE Y ACEITUNAS

310 ml de agua templada
280 gr de harina común
200 gr de harina de fuerza
2 cucharaditas de azúcar
2 cucharaditas de sal
25 gr de levadura fresca de panadería
tomillo y romero en especie
Aceite de oliva
1 pimiento verde cortado en rodajas finas
Aceitunas rellenas de anchoas

Deshacer la levadura en 30 ml de agua templada (38ºC) con el azúcar y dejar fermentar en el horno a 50ºC durante 10 minutos (horno abajo). Poner la levadura fermentada en un bol grande y añadir el resto del agua templada, las harinas, la sal y mezclar bien; seguidamente, amasar con las manos untadas en aceite. Incorporar aire levantándola con las manos. Cuando la masa sea homogénea, dejar enfriar en el bol tapada con film transparente, hasta que doble el volumen (12-15 min) dentro del horno precalentado a 50ºC sólo por abajo.

Tomar la masa con las manos untadas con aceite y golpear sobre el mármol repetidamente para quitar el aire del reposo. Extenderla con las manos sobre la bandeja del horno forrada con papel.  Repartir por encima los aros de pimiento verde y las aceitunas. Pintar con el aceite aromatizado con tomillo y romero. Por último poner el horno a 220ºC y cocer la focaccia hasta que esté dorada ( unos 20 minutos). Al sacar del horno pintar de nuevo con aceite.



Se pasean de…

Free counters!

Miscelánea